La Cubierta Verde

Las cubiertas verdes (green roof) pueden ser clasificadas en intensivos, “semi-intensivos” o extensivos, según la profundidad del medio de cultivo y del grado de mantenimiento requerido.

Los jardines en los techos tradicionales requieren un espesor de suelo considerable para cultivar plantas grandes y césped tradicional, se los considera “intensivos” porque requieren el mismo  trabajo que un jardín en suelo. Los techos intensivos son de tipo parque con fácil acceso y pueden incluir desde especias para la cocina a arbustos y un huerto productivo, siendo este último del tipo semi-intensivo y necesitando de menos grosor de sustrato muy en relación con el cultivo que se realice.

Los techos “extensivos”, en cambio están diseñados para requerir un mínimo de atención, tal vez desmalezar una vez al año o una aplicación de abono de acción lenta para estimular el crecimiento. En general los techos extensivos se visitan sólo para su mantenimiento, pero pueden formar parte de una intervención que los incorpore como parte de un espacio de intercambio social.